logo
Registro

Buscá tu próximo destino

.

Visitar Minas de Corrales y descubrir la tradición del oro

A 96 km de la ciudad de Rivera y 60 km de la ciudad de Tacuarembó, Minas de Corrales seduce a turistas con historia, naturaleza y rasgos de identidad propios.
Las tradiciones de un pueblo del interior rural, y las particularidades de la explotación minera le otorgan una ideantidad única. Criollos a caballo y vehículos especiales de la Compañía minera, ofrecen un pintoresco contraste  de tradición y modernidad.
Sobre la principal Avenida Dr. Davison, a lo largo de toda la extensión del cantero central, es posible apreciar diversos vestigios de la actividad minera durante el siglo XIX en la zona.
La belleza de los cerros Miriñaque y Vigilante, también llaman la atención del visitante. En su cima es posible apreciar variedades de palmeras enanas, únicas en la región.
La Minera San Gregorio, a solo 5 km del centro de Minas de Corrales, constituye una para ineludible para quienes se ineresan por la actividad. Se trata de la mayor empresa de explotación de oro en el país.
Las galerías de antiguas extracciones mineras, se encuentran en las márgenes del arroyo Corrales. La fresca humedad, la oscuridad del ambiente, le permitirán imaginar la durísima vida del minero del pasado.
Minas del Corrales, también cuenta con el Museo del Oro, un espacio dedicado a la exhibición del proceso de extracción, y a la historia de su fundador  Don Tito Pereira.

¡No te pierdas!

Ruinas Represa Cuñapirú.

Emprendimiento inusual para este país, que se comenzó a edificar en 1866 por el ingeniero asturiano Clemente Barrial que vislumbró una gran industria minera y creyó fervientemente en la quimera del oro.

Museo del oro.

Espacio dedicado a la muestra del proceso de extracción, a su valor y a la historia de su fundador Din Tito Pereira.

Cerros Miriñaque y Vigilante .

En su cima es posible apreciar variedades de palmeras enanas únicas. Simultáneamente los cerros Cuñapirú, Del Medio y Gerónimo son icónicos del paisaje del norte uruguayo.